‘Code like a girl’... un programa para incentivar vocaciones científicas en las niñas

Fecha de publicación: 09/09/2018

‘Code like a girl’... un programa para incentivar vocaciones científicas en las niñas

 

“Las respuestas están ahí, solo hay que saber buscarlas”. Esta frase, pronunciada por la agente especial Dana Scully en el episodio piloto de Expediente X, una de las series más influyentes de la televisión de los años 90 del pasado siglo, define bien cuál debería ser siempre la actitud de los científicos. Una suerte de fe inquebrantable para ir siempre más allá. Esa actitud, reflejada con fortaleza y convicción por la actriz Gillian Anderson, hicieron de su personaje un modelo de inspiración para millones de niñas y adolescentes que crecieron viendo las aventuras paranormales de aquellos agentes del FBI. Su impronta, de hecho, quedó avalada por lo que se ha denominado “efecto Scully”: un estudio realizado en 2018 por el Geena Davis Institute on Gender in Media (25 años después de que la serie comenzara a emitirse) demostró que el 63% de las mujeres encuestadas y que trabajaban en ciencia y tecnología, habían tenido a Dana Scully como modelo y el personaje les había animado a iniciar carreras dominadas mayoritariamente por hombres.

Rebeca Navarro, responsable de talento, diversidad y aprendizaje de Vodafone España, hace referencia a esa “falta de roles femeninos” en las carreras tecnológicas y alude a la necesidad de que se repita el efecto Scully, porque aunque en el mundo real “te encuentras grandes referentes como Hedy Lamar o Grace Hooper”, lo cierto es que no son tan reconocidas y por lo tanto se limita su influencia para nuevas vocaciones. Despertar la curiosidad entre niñas y adolescentes -y en última instancia incentivar su decisión de dedicarse a la ciencia o tecnología- es el objetivo del programa de Vodafone #CodeLikeAGirl. Una iniciativa necesaria porque los datos son obstinados, y estos nos dicen que todavía existe una gran brecha entre hombres y mujeres en el terrenos de las ciencias e ingenierías. Según un informe de UNESCO publicado este año, sólo el 35% del alumnado matriculado en carreras vinculadas con el STEM (Science, Technology, Enginnering y Mathematics) son chicas y únicamente el 28% del total de investigadores del mundo son mujeres. Remedios Orrantia, directora de Recursos Humanos e Inmuebles de Vodafone España, habla de esta circunstancia como “una realidad que hay que corregir” y se refiere a la necesidad de que las niñas y jóvenes se manejen con seguridad en el mundo de la tecnología porque “las nuevas herramientas digitales, estés donde estés, en el ámbito social o de trabajo al que te quieras dedicar, van a ser importantes y relevantes para el futuro. Porque la digitalización es algo que es innato y va a ser un punto diferencial en cualquiera de las áreas en las que queramos desarrollarnos y en las que queramos crecer”.

Programas, iniciativas y modelos. Todo con un mismo objetivo: conseguir que crezca la representación de las mujeres en las ciencias y en la tecnología. Para ello, como afirmaba la astrofísica irlandesa Jocelyn Bell, descubridora del pulsar cuando todavía era una estudiante de doctorado (descubrimiento, por cierto, por el que su director de tesis recibió en solitario el premio Nobel e 1974 en una polémica e injusta decisión): “Además de referentes como Marie Curie, la sociedad necesita modelos normales, cotidianos, para generar vocaciones científicas en las niñas”.

 

Leer y ver vídeo en elfuturoesapasionante.elpais.com

 



Avatar Por Equipo de ynicio
598 artículos publicados

Comentarios

    Sin comentarios por el momento

Nombre

Email (no se mostrará públicamente)

Deja tu comentario

Copyright ©YOTUYEAH, S.L. - Todos los derechos reservados
Close